Navigation


Nicotina

La mayor parte de la gente entra en contacto con la Nicotina a través del tabaco. La inhalación del humo del tabaco es una forma muy eficaz de absorber la nicotina, dado que los pulmones son órganos especializados en el intercambio gaseoso con la sangre; la superficie de tejido húmedo pone el oxígeno -o la nicotina- directamente en contacto con el aporte sanguíneo. NicotinaEl fumador absorbe hasta el 95% de la nicotina que se inhala. El hecho de que la frecuencia cardiaca del fumador y la presión arterial aumentan un minutos después de la primera inhalación, da cierta idea de la velocidad con que se distribuye el fármaco por el organismo. También se puede inhalar la nicotina cuando se entra en contacto con fumadores habituales.






Adicción

La nicotina produce una adicción bastante fuerte, ocasionando en las personas que dejan de fumar un fuerte nivel de ansiedad. La necesidad de fumar precede a la tensión emocional, irritabilidad, inquietud, depresión y dificultad para concentrarse. Fisicamente hay una disminución hay una disminución de la presión arterial y de la frecuencia cardiaca, y cambios en el aparato digestivo y alteraciones en el sueño. La adicción a la nicotina se puede superar, recuperándose la mayor parte de los efectos.



Fabricación

 La nicotina se obtiene de las hojas secas de la planta del tabaco (Nicotiana tabacum). Las hojas contienen entre un 2 y un 8% de nicotina, que se puede extraer como un líquido aceitoso, incoloro o amarillento. Tiene un desagradable olor penetrante y persistente y un sabor fuerte. La nicotina se ha usado como insecticida, pero dado su peligro, se ha sustituido por sustancias mas seguras.

 

Riesgos

La nicotina actúa sobre los nervios estimulados por la acetilcolina, que es un neurotransmisor. Dado que estos nervios se distribuyen por todo el cuerpo, incluso en el cerebro y en el sistema nervioso autónomo, los efectos de la nicotina pueden ser generalizados y muy variados.

La nicotina estimula la suprarrenal para que produzca adrenalina y noradrenalina, dándose un aumento de la presión arterial y la frecuencia cardiaca, y una contracción de las arterias. También aumenta la concentración de los ácidos grasos de la sangre. Estos ácidos estimulan la agresividad plaquetaria, fase inicial de la formación del trombo.

La nicotina no solamente produce afectación cardiaca directa, sino que puede ocasionar otros efectos colaterales no deseables. Tampoco hay duda de que la nicotina del humo del tabaco puede producir ataques angina en pacientes que padecen esta enfermedad. Se sabe que afecta también al páncreas, la nicotina disminuye la cantidad de secreción pancreática, y por tanto, los fumadores tienden a padecer con mayor frecuencia de úlcera duodenal. La nicotina también aumenta la frecuencia de pirosis e indigestión; relaja los músculos del esfínter denominado cardias, que normalmente impiden que los alimentos y los jugos gástricos refluyan hacia el esófago.

Durante el embarazo el feto se puede ver afectado, se ha encontrado restos de nicotina en el líquido amniótico de las madres que fuman, pudiendo producir malformaciones congénitas del corazón. En estudios de animales, con dosis altas de nicotina produce alteraciones fetales. También puede afectar indirectamente al feto al aumentar la liberación de oxitocina por parte de la madre, produciéndose contracciones uterinas, disminuyendo el flujo sanguíneo del útero hacia el lecho placentario.

La intoxicación por nicotina en su forma pura es mortal y es fácilmente absorbible por la piel produciendose un paro cardiaco en pocos minutos. La intoxicación menos severa produce náuseas, dolor de estómago, diarrea, vértigo, confusión mental, alteraciones de la audición y la visión, síncopes, convulsiones y sudoración. La intoxicación crónica, la cual se encuentra en cualquier fumador, produce irritación local del tracto respiratorio e indigestión, además de alteraciones del aparato digestivo, contracción de los vasos sanguíneos, aumento de presión arterial.

 


Idiomas

Español Inglés Alemán Francés Ruso Japonés
Portugués Sueco Italiano Holandés Griego Chino

Publicidad




El Tiempo en Madrid



Otras drogas


Links